Curiosidades

Stefan Pabst engaña al ojo humano

Una de las formas en que las antiguas civilizaciones marcaron historia fue a través de la pintura, y eso no ha cambiado en el presente. De hecho, existen infinidades de artistas que tienen la facultad de dar vida a objetos y animales a través de una hoja de papel. En Europa vive un personaje que hace que sus obras escapen del pergamino, y que puedas, literalmente, tocarlas.

Stefan Pabst nació en Rusia, pero fue criado en Alemania. Comenzó en el mundo de las artes cuando apenas tenía cinco años de edad; para ese entonces demostró la facilidad que poseía para capturar detalles en los objetos. Años más tarde, tomaría clases de pintura desarrollando aún más su potencial o, bien podríamos decir,  el “don” con el cual nació. En el año 2007 emprendió su camino de manera profesional.

En los últimos meses, el artista rusoalemán se ha convertido en fenómeno viral gracias a los videos que comparte a través de su canal de YouTube, el cual creó debido a que algunas personas mostraban cierto descontento porque pensaban que sus dibujos eran algún tipo de digitalización o engaño. De esta manera sus seguidores pueden detallar paso a paso la creación de estos, disipando así las dudas.

Stefan comenzó dibujando rostros, pero la curiosidad lo llevó más allá de la hoja de papel y del conocido 2D. Entre algunos de los dibujos que realmente impresionan están una serpiente, una tarántula plasmada en un cuaderno, un  caballo, una mariquita y un tiburón punta negra de arrecife. Pero no solo hace énfasis en animales: él, como todo artista, no se limita, y demuestra que está dispuesto a dibujar cualquier cosa. Entre sus obras, puedes toparte con el famosísimo “vaso” o la gota de agua, todas creadas con hiperrealismo.

Otra de las características resaltantes del artista es la manera cómo expone la ilusión anamórfica en algunas de sus manifestaciones.

Para sus dibujos utiliza implementos como pintura al óleo, lápices de grafito, colores, técnicas de pincel seco y la conocida como trompe l’oeil, término francés que básicamente significa “engañar al ojo”. De esta manera, sus obras escapan de la hoja de papel, del lienzo, del cartón o de la superficie que a él mejor le parezca.

Las redes sociales y el universo de Internet han sido las herramientas perfectas para que Stefan se haya popularizado, recibiendo un feedback impresionante.

Danny Noriega / Fotografía principal: Laughing Squid

Tema ampliado en la edición 17 de nuestra revista impresa


Revista ePets © - Todos los derechos reservados - COPYRIGHT © 2014 Editorial Ave Fénix 2014 C.A. Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de Editorial Ave Fénix S.A.
Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular. RIF: J-29914674-9
Desarrollado por Inteldes